A SOLAS CONTIGO:

En este espacio puedo crear, expresar un sentir propio, una experiencia mía o de otros... en definitiva jugar con mis sentimientos y vivencias. Lo que tú interpretes merecerá siempre todo mi respeto. Ah!! los anónimos nunca serán bienvenidos.

viernes, 21 de septiembre de 2018


Cada vez que beso tu espalda
mis manos sienten celos
y buscan acomodo en tu vientre,
derramo mi voz sobre tu piel
y desnudo tu sensibilidad con mi mirada.
Te visto así y así protejo  tus sentimientos.
Mi deseo es llenarte de mi
hasta lo más profundo de tu alma,
ser tu fuente de vida y, de tu amor, la razón.
Cuando te quedas sin aire
y lo buscas en mis labios,
cuando sueltas tu melena
y yo me hundo en ella para besar tu cuello,
nos ata el deseo desnudo y una gota de sudor
arraiga entre tu pecho y el mío.
Somos presos de la excitación y la rebeldía,
pasión y desenfreno entre respeto y deseo,
el control nos lleva a descontrolar la lujuria,
juegos de labios, de bocas aprendiendo
cada rincón del anhelo de nuestra desnudez,
nos descubrimos en placeres desconocidos
como sembrados por primera vez en tierra fértil.
Unimos sabores y aromas,
nos sentimos, nos fundimos y tu con tu orgasmo
abrazas con delicados temblores el mío.
Nos miramos, nos sonreímos y tensamos
un beso en nuestros labios escurridizos.

1 comentario:

Hanna dijo...

Una entrega de amor inemensa. Hermosos versos !!!